Batuteras de Fuego” realizan gran reencuentro en fiestas patronales con show de baile

Por Adalgisa Corcino
El Caribe

San Antonio de Guerra.- Trece años después, entre recuerdos, alegrías y llantos, las “Batuteras de Fuego”, encendieron el folklore popular en las principales vías del municipio, celebrando el Gran Reencuentro del Bastón Ballet, dirigido por Evelin Mañón; icono de la danza moderna, en el marco de las Fiestas Patronales de San Antonio de Padua de este municipio.

La celebración cultural de este inició con un desfile partiendo desde la casa materna de Mañón, lugar que fuera refugio del cuerpo de baile, que a tantas niñas y adolescentes acogió con inquietudes propias de la edad y del amor por el arte, las habilidades acrobáticas y maniobras de batutas emprendidas en la postrimería de la década de 1990, desafiando la incipiente tecnología móvil y musical.

Alrededor de 15 batuteras bailaron acompañadas por madres, amigos y fanáticos, además de antiguos músicos del Ayuntamiento del Distrito Nacional, en manos de José Luis Bastardo, Evy; quien en la génesis del grupo de baile las adoptó como hijas artísticas y las incorporó al espectro cultural de la provincia Santo Domingo Este; los guerrenses se asomaban y salían de sus viviendas atraídos por el fogoso ritmo del emblemático bastón ballet.

“Gracias a Dios por permitirme conocer este arte maravillosa del baile, tomé la responsabilidad de hacer mi propio grupo y producir una diversidad coreográfica, sin olvidar mi mentora Susana Zalazar y mi querida Yuli. Agradecida de Olga Pavón, una mujer que me recibió en su vida como hija, amiga y abrió las puertas de su casa en la capital”, expresó con nostalgia la pionera bailarina.

En sus inicios, las batuteras se reunirían en el salón Parroquial de la Iglesia, pertenecían a la Pastoral Juvenil, y con la anuencia del padre Fernando Lora, religioso español; les dio el espaldarazo para las reuniones y ensayos con el apoyo de la catequista Olga Fabián y Denia Guzmán, sin pensar que surgirían dos grupos: las “pequeñas y grandes”, debutando en Guerra, parajes y secciones.

Y es que las madres de las bailarinas se motivaron y admiraron de las dotes artísticas y la disciplina de su directora, inscribiendo a tiempo completo a sus hijas entre las que resaltan Belkys Puente, Dominga González quienes fueron reconocidas, adjunto de Belkita, Marina y Miguelina.

Siendo madre meritoria, doña Petronila, madre de Mañón, quien dedica lo mejor para todos, “mi gracias madres por confiarme sus hijas en largos viajes, mami te adoro con todo mi corazón”.

Evelin es considerada la “amiga de todos” por su simpatía, educación y don de gentes siempre al servicio de la comunidad y las nobles causas para elevar la cultura en el desterrado pueblo de la caña y su patrón San Antonio, donde sus autoridades no creen ni fomentan los talentos en la niñez y juventud. Se despilfarran recursos en naderías, afirman sus pobladores.

“Sería imposible escribir nuestra historia sin mi amigo, hermano, compinche y contrincante, Fabito Canela; siempre dispuesto a colaborar con sus músicos, grupos de carnaval y comparsas, y trasladarse conmigo y las chicas a distintos lugares del país como Azua, Elías Piñas, Pedernales y muchos más”, detalló la esbelta coreógrafa, quien agradeció a las autoridades presentes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.